Cards Against Humanity, el juego donde la moral es subjetiva

Cards Against Humanity, el juego donde la moral es subjetiva

'Cartas contra la humanidad', como se traduce al español el famoso juego de mesa Cards Against Humanity, no es uno creado especialmente para beber; más bien lo puedes jugar tomando o no, pero en el que de todas maneras te divertirás a lo grande. 

Diseñado para las personas que no se ajustan a una moral establecida, Cards Against Humanity nació en el 2009 del ingenio de unos colegiales estadounidenses que buscaban entretenerse y vieron en el juego una oportunidad. Lo pusieron en Kickstarter, obtuvieron más de lo pedido, y empezaron una revolución de "personas horribles" (como señala su slogan) que no le temen a decir lo que piensan.

¿Cómo se compone el juego?

 
 

Cards Against Humanity está conformado por 550 cartas, de las cuales 460 son de color blanco y los 90 restantes de color negro. 

Las cartas blancas contienen una palabra o una oración que vienen a ser las respuestas a las cartas negras. Las cartas negras, en cambio, tienen preguntas o frases con espacios en blanco que serán completadas por las cartas blancas.

La temática del juego en general es lo que llama la atención, pues tocan tópicos muy controversiales -como el racismo, religión, enfermedades terminales- con un toque satírico o de humor negro.

El juego se distribuye bajo la licencia Creative Commons BY-NC-SA 2.0, que en castellano quiere decir que lo puedes descargar, editar o compartir libremente. Eso sí: está prohibido su venta sin el consentimiento de los creadores.

¿Cómo jugar Cards Against Humanity?

Las "reglas oficiales del juego" son bastante sencillas. Sin importar el número de participantes (lógicamente más de uno), cada jugador recibe 10 cartas blancas.

  1. El participante que recientemente "defecó" (sí, fue al baño e hizo el número 2), inicia el juego. El viene a ser el Zar de esta primera ronda, y deberá coger una carta negra de la baraja y leerla en voz alta.
     
  2. Los jugadores restantes deberán responder, o bien completar, la pregunta o frase de la carta negra con una carta blanca, la cual deberán pasarle al Zar puesta boca abajo.
     
  3. El Zar revuelve las cartas blancas (así no sabe de quién es la respuesta), y luego procede a leer nuevamente la carta negra y a responder con las cartas blancas. El juego recomienda hacer esto cada vez que lee una carta de respuesta.
     
  4. El Zar deberá elegir la carta que le hizo más gracia o que fue más cruda. 
     
  5. El ganador se lleva la carta negra (que viene a ser un punto) y se reinicia una nueva ronda eligiendo otro Zar y repartiendo las cartas blancas que sean necesarias hasta que todos tengan nuevamente 10.
 
 

Dos cartas blancas

Existen cartas negras que requieren dos cartas blancas para completar su frase. En este caso, los jugadores deberán poner boca abajo, y uno encima de otro, las cartas blancas en el orden que los leerá el Zar.

Es decir, la primera carta será la respuesta de la primera frase, y la carta que está debajo de esta, la respuesta a la segunda.

Apuesta

Si una carta negra está en juego, y tú crees que tienes más de una carta blanca que te pueda hacer ganar la ronda, existe la opción de "apostar".

¿Qué se apuesta? Un punto tuyo ganado (una carta negra ganada). Es decir, si ya votaste una carta blanca, puedes jugar otra carta blanca adicional durante la ronda. Pero si pierdes, tu punto apostado se va al ganador (y aparte, el ganador obtiene su punto de la ronda). Pero si ganas, no pasa nada, sólo te llevas el punto de esa ronda.

¿Dónde conseguir Cartas Contra la Humanidad?

Lo puedes conseguir directamente en el sitio web oficial del juego, o en tiendas en línea como Amazon (aquí puedes ver el precio actual) donde, aparte de las cartas en sí, encuentras expansiones para que el juego no se vuelva aburrido con el tiempo.

Pero lo bueno de este juego es que no solamente existe en versión de paga, pues los creadores también te ofrecen la opción gratuita para que te lo descargues y lo imprimas (exceptuando las expansiones). ¡Y hay en diferentes idiomas!

Si quieres jugarla en español, lo puedes adquirir en la versión de España, Argentina o México. En el enlace te dejamos la versión mexicana.

Muy aparte, el juego también te da la opción de personalizar las cartas, ya sea que no vengan con tu idioma de origen o no exista contextosn conocidos de tu país. Con esta alternativa puedes tener una baraja original que puedes compartirla con lo demás.

Expansiones Cards Against Humanity

¿Lo jugaste completo y ya te aburres de las mismas cartas? Los creadores también han sacado sus expansiones, es decir, nuevas cartas para que los incorpores y sigas disfrutando del juego.

¿Qué esperas para demostrar tu lado más oscuro?